Las series como entrenamientos, ¿para qué sirven?

Pista de atletismo

Si llevas meses y años corriendo sin conseguir mejorar tus tiempos, necesitas un cambio en tus entrenamientos. Para conseguir esa transformación, te proponemos entrenamientos basados en series.

Las series vienen a ser repeticiones que comprenden una determinada distancia a un ritmo vivo. De esta forma, se adquiere mayor potencia, velocidad e incremento de la capacidad aeróbica.

Lo aconsejable es hacer las primeras de forma suave y terminar las últimas a un mayor ritmo. Debes saber que la mente del deportista se quedará con las últimas series de cada entrenamiento, por lo que debes terminar fuerte.

Por ejemplo, si un corredor hace ocho repeticiones de mil metros a una media de cuatro minutos, debería hacer las primeras por encima de cuatro minutos e intentar terminar las últimas por debajo de cuatro minutos.

Si una vez hechas, la recuperación es buena, se entiende que los ritmos son apropiados. Si por el contrario, hubo dificultad para terminarlas y la recuperación no fue bien, el ritmo, seguramente, fue más alto del que debería, teniendo que ajustarse a la baja para las próximas series. Para el caso de que ni siquiera se llegasen a terminar los ritmos, es que el entrenamiento se estaba haciendo mal y deberán incrementarse los tiempos.

Teniendo en cuenta esto, hay que ser paciente, los resultados llegarán a medio y largo plazo. El paso del tiempo dará sus frutos. Sólo después de varios meses de trabajo, comenzarán a florecer los síntomas de mejoría y crecimiento.

A todo esto, debemos añadir los siguientes principios de un entrenamiento de series:

No son para principiantes

Se debe comenzar con este tipo de entrenamiento una vez se lleva practicando el atletismo durante unos seis meses. Las series son agresivas y aumentan el riesgo de sanción. Por lo que no se deben practicar cuando hay dolores.

De menos a más

Las series son entrenamientos progresivos, de menos a más, repitiendo la misma distancia varias veces. Recordar, la primera serie deber ser la más lenta y la última la más rápida.

El descanso

Hay que reposar entre serie y serie, para ello te recomendamos utilizar un pulsómetro y comenzar la nueva serie una vez las pulsaciones hayan bajado de 120 ppm.

Series según el objetivo

Si el objetivo es mejorar la velocidad y potencia, se deberán hacer series cortas. Para el caso contrario, si el objetivo es preparar un 10 mil o maratón, las series deberán ser medias o largas.

Dicho todo esto, aunque las series ayudan a mejora mucho, no deberías practicarlas más de una vez a la semana. Y por supuesto, al finalizar, reponer con nuestras barritas energéticas PROGOFIO, ¡te llenarán de energía!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *